Search
  • Joel Cotto

Jamás comprarías en una tienda así...


Imagina que llevas pendiente meses al lanzamiento de unos zapatos. Te enteras que ya están en venta y vas a la tienda con prisa. Cuando llegas, el vendedor te pregunta que muestres la tarjeta de descuento para poder comprar en el precio que vistes en el anuncio.


Al no tenerla, tienes que moverte a un counter y tomar varios minutos llenando un formulario. Al fin tomas los zapatos pero la caja registradora queda en el otro lado de la tienda.


No recomendarías una tienda con este largo proceso, ¿verdad? Pues pasa lo mismo online.


Ponte en el lugar del cliente. Para evitar estas experiencias negativas, evalúa el ciclo de compra con estos puntos:


1- Rapidez: Además de velocidad en las páginas web y respuesta al servicio al cliente, enfoca la agilidad en que el cliente pueda conseguir sus productos fácilmente. (navegación)


2- Personalización: Ofrécele a cada cliente los productos que le interesen. Conócelos con la relación que puedas crear en las redes sociales.


3- Consistencia: Implementa sistemas donde el consumidor pueda continuar con la compra que dejó pendiente.


4- Formularios: La información que te entrega el cliente no puede ser prioridad a la hora de la visita a tu tienda online. Intenta que este proceso se logre de forma rápida y automática.


Sobre todo analiza los procesos como un consumidor. Todo esfuerzo debe ser dirigido a beneficiar al cliente.

7 views0 comments